4 ejes de cambio en el desarrollo organizacional

Por: Lic David Covarrubias
Director de Aplicación Empresarial

El COVID llegó a generar cambios muy marcados en las Organizaciones, sobre todo, en las PYME, y  si estas no fortalecen y trabajan rápido en el DESARROLLO ORGANIZACIONAL, están perdiendo tiempo valioso  que las podría llevar desaparecer. La diferencia consistirá en quien ponga atención en sus TRABAJADORES, ya que serán ellos el FACTOR DE CAMBIO para lograr consolidarse en esta etapa que se está viviendo. Hay 4 ejes al interior de las organizaciones en los que se puede empezar a trabajar y la información la pueden empezar a tomar de la retroalimentación de los colaboradores, que son los que hacen el verdadero cambio en la organización.

CAPACIDAD DE RESPUESTA AL CLIENTE.

La rápida respuesta al cliente va relacionada con la capacidad que tienen los colaboradores en la ejecución correcta de sus actividades, también de la funcionabilidad de procesos internos.

En la medida que la empresa tenga más efectividad y velocidad en atender las necesidades del cliente, se convertirá en más competitiva y se vuelve esencial que uno de sus principales objetivos sea CREAR EQUIPOS DE TRABAJO de alto desempeño, automotivados que genere entre ellos un alto compromiso con la satisfacción al cliente externo e interno.

DESARROLLO A NIVEL PERSONAL Y GERENCIAL.

El aprendizaje y el desarrollo de personal estará tomando suma importancia y se vuelve un reto muy alto para las personas encargadas del desarrollo y capacitación del personal, normalmente ellos se topan con 2 dificultades; por un lado, disminuir la curva de aprendizaje en la integración de nuevos colaboradores a los procesos internos, el otro reto está en desarrollar en los colaboradores actuales las COMPETENCIAS que este cambio empieza a demandar, ya que cuando se contrataron a esos GERENTES, venían con un perfil diferente al que hoy en día y más adelante serán necesarios en los nuevos sistemas de trabajo. Se les debe desarrollar esas nuevas COMPETENCIAS, de lo contrario los colaboradores que han estado en la empresa por mucho tiempo y han sufrido a la par los alti-bajos empresariales se verán obsoletos con mucha rapidez.

Es importante redefinir los nuevos perfiles de puesto, reforzar el conocimiento y desarrollar las habilidades que el cambio exige, pues solo tener a colaboradores con competencias ayudarán a la organización a enfrentarse al futuro que ya nos alcanzó.

GENERAR ESTABILIDAD LABORAL

Las organizaciones deben valorar a los colaboradores que cuentan con la experiencia ya adquirida en la organización, pues el conocimiento de los procesos y sobre todo la adaptabilidad al equipo de trabajo son cualidades muy difíciles de adquirir, ya que solo el tiempo en la organización es la que permite que el colaborador las adquiera.

Hoy día bajo la situación de la pandemia muchas organizaciones están dejando ir a sus colaboradores y no intentan darles la estabilidad que ellos requieren, es decir, no invierten y prefieren apostar a contratar más adelante a nuevos colaboradores, cuando por lo que deberían preocuparse es en seguir teniendo en sus líneas a los colaboradores de experiencia en la organización e impulsar nuevamente en ellos temas relacionados con la filosofía empresarial, renovar compromisos y trabajar en desarrollar la nuevas políticas que generen equidad interna y competitividad externa con el objetivos de crear ambientes de trabajo, que vallan orientados a desarrollar relaciones duraderas y sólidas, ya que esto a corto plazo ayuda a la organización a ser más rentable y productiva al mismo tiempo que disminuye la rotación del personal.

LA ERA DIGITAL.

Ser una organización no solo es integrar nuevas tecnologías a la operación, volver a la organización digital va más allá. Debe tener una transformación de raíz con nuevas reglas, prioridades y valores que la ayudaran a tener estructuras más agiles, trabajos colaborativos, unido a procesos y estrategias enfocada en la satisfacción del cliente. Las estructuras ágiles, están incorporando la tecnología en sus actividades y procesos, de tal manera que se debe preparar a los colaboradores a usarla en su día a día, pues la conectividad, datos, accesibilidad y el rápido ritmo de la innovación pueden volver lenta cualquier estrategia de servicio al cliente si no se desempeñan adecuadamente por los colaboradores. Lo digital está transformando organizaciones y afecta a cada colaborador. Será esencial generar los mecanismos de capacitación que ayudaran a adaptarse rápidamente al cambio.

aplicacionempresarial.com

Mira la edición en la que aparece este artículo:

Edición 3, Abril 2021

Si deseas aparecer en nuestra revista digital, envíanos un correo a revista@metropoliempresarial.com